Sara + Juanfra

 


Para una de las primeras bodas de este 2019, este fotógrafo de bodas se desplazó a  Almogía, Málaga. En primer lugar, comenzamos con los preparativos de Sara y Juanfra. Sus casas estaban próximas a  La iglesia Parroquial Nuestra Señora de la Asunción. Por esta razón decidieron ir a pié por las calles que los vieron crecer.

Llegó el momento de la celebración y finalmente nos desplazamos hasta el Hotel Cortijo chico, en Alhaurín de La Torre.

Antes del baile nupcial, proyecté el siguiente vídeo con imágenes del mismo día. Puede que se escapara alguna que otra lágrima entre los invitados. Entre gritos de “vivan los novios” la pareja se emocionaba y disfrutaba de los resultados del trabajo. El “Same Day Edit” es una sorpresa que nunca defrauda. Ciertamente se está convirtiendo en uno de los servicios que más demandan los novios. Probablemente será por ver  las caras de familiares y dar una gran sorpresa a todos los invitados.


 

 

Ana Belén + Carlos

 


Ana Belén y Carlos viven en Madrid aunque decidieron celebrar su boda de otoño bajo el sol de Andalucía. Así que para mi alegría decidieron contratar a un fotógrafo de bodas de Málaga.

Empezamos la “acción” en Almogía. En pleno mes de Noviembre, aquí sigue haciendo buen tiempo y la temperatura acompaña. Mientras la novia se viste, sus hermanas se preocupan de que no le falte nada y esté todo en orden. A su vez, el novio se viste en Málaga y está preparado para partir hacia Hacienda La Biznaga en Cártama.

Comienza la ceremonia con una recepción entre lágrimas de los novios. Un poco después, son las palabras de los familiares de la pareja, las que hacen que los invitados se emocionen. Ana Belén y Carlos no sueltan sus manos ni por un segundo y entrecruzan miradas de ojos brillantes. Mas tarde llega el beso de los novios, rodeados de aplausos y dispuestos a cruzar la alfombra en la que diluvia arroz.

En la celebración todo el mundo lo da todo. Dejan claro que hay ganas de boda y finalmente los novios ponen el broche con su baile . Así que… ¡Que empiece la barra libre!


 

Ana + Antonio


Ana y Antonio se casaron en Álora, Málaga, en el Santuario Nuestra Señora de las Flores. Pero antes del gran día, tenemos que retroceder un poco en el tiempo para el comienzo de su reportaje.

La sesión de Preboda.

Trabajamos una sesión de preboda para tener nuestro primer contacto y conocernos. Antonio es amante de los caballos así que  ya teníamos la temática para hacer del reportaje una historia real sin necesidad de actuación y sin tener que recurrir a poses. En la Ganadería La Garrocha, Antonio preparaba a su caballo mientras Ana vestía a su niño. Fue una sesión muy productiva y de la que estoy muy contento de los resultados.

Llegó el gran día.

La semana anterior a la boda había llovido bastante, pero  amaneció despejado y con buena temperatura. Empezamos con buen pié este maravilloso día. En Alhaurin el Grande, Málaga, Antonio reunía a su familia y amigos en una gran mesa del porche, donde todos hablaban y tomaban un picoteo. Entre risas y anécdotas llegaba la hora de prepararse.

Mientras, en Álora hacía lo propio Ana. Poco a poco sus amigas iban llegando para ayudarla a vestirse y alguna que otra lágrima se escapaba al asomarse a la puerta de la habitación de Ana.

El tiempo que de momento iba en primera marcha, metió la quinta y se nos vino encima a gran velocidad. Así que salimos en dirección al Convento de Flores, donde tendría lugar el enlace.

Ana María llegaba en coche de caballos y su silueta aparecía al contraluz por la puerta del convento cogida del brazo de su padre. Antonio no parpadeaba mientras ella acortaba la distancia. Poco tiempo después, el aplauso rompió el silencio y ya eran marido y mujer.

Cante a la salida de la ceremonia, tormenta de arroz y dos palomas que salían de manos de los novios los ponían en contacto con el cielo azul de ese 27 de Octubre.

La entrada a la celebración fue un espectáculo. Un pasillo de caballos y sus jinetes daban paso a la pareja al salón del Restaurante Los Caballos en Álora.

Llegaba la cena y el corte de la tarta. Finalmente los novios bailaban rodeados por un coro de manos enlazadas y de pronto, comenzó la fiesta!!!.

Para finalizar el reportaje de boda.

Para la sesión de postboda, la pareja eligió como escenario el Castillo de Gibralfaro. Es un balcón desde donde se divisa toda Málaga. Como fotógrafo de boda en Málaga, es un lujo observar la ciudad a vista de pájaro y desde un ángulo privilegiado


 

Ana + Toni


Antes de la boda.

Conocí a Ana y Toni un año antes de su boda. Concretamente en la boda de la hermana de Ana, en la que también fui su fotógrafo. Desde el primer momento me mostraron su ilusión e interés por la fotografía y las ganas de trabajar un reportaje muy completo que abarcara desde “el antes” hasta “el después” de la boda.

Para su preboda elegimos el centro de Málaga y Muelle Uno. Entre las luces y sombras que se trenzaban por las calles, trabajamos una sesión muy dinámica y divertida. Por si no fueran suficientes mis fotografías, Toni trabajaba un reportaje alternativo con  su teléfono móvil 😀 .

Día de la boda.

La boda se celebró en Hacienda del Álamo . Los novios decidieron vestirse allí mismo, cada vez es más común y me parece un acierto por comodidad de los novios e invitados que todo transcurra dentro de una misma localización. Es la mejor forma de aprovechar el día al máximo. Toni, con su porte calmo se ajusta su corbata mientras ve por la ventana la llegada de algunos invitados.

Ana se mira en el espejo mientras le ayudan a vestirse su hermana y su madre. Llega la hora y Toni debe estar esperándola, así que ultima sus preparativos y baja las escaleras envuelta en la luz que se cuela por la puerta que conduce hasta la ceremonia.

La cara de Toni transmite tranquilidad pero un cambio en la mirada y una sonrisa, anuncia que Ana ha “entrado en escena”. Mientras se acerca a él por el pasillo de invitados, solamente se oye silencio. Apuesto a que Ana pudo verse reflejada en el brillo de los ojos de Toni.  Da comienzo la ceremonia y sus manos se unen para no soltarse en ningún momento prácticamente. Entre cruces de miradas, palabras de familiares y el cariño de todos los allí presentes, llega el ” Sí quiero”, el ” vivan los novios”  y el aplauso final al unísono.

Comenzaba la celebración. Los nervios desaparecieron moviendo las ramas de los árboles y el cóctel ambientando con temática de cine procuraba un ambiente acogedor, elegante y diferente. Poco tiempo después, durante la cena, la música de arpa y guitarra de fondo creaban un ambiente y una energía mágicos. Al oir la versión de “Mad World” interpretada en directo, no pude evitar acercarme y quedar completamente hipnotizado hasta que finalizó.

Tras la suelta de globos en memoria de los que les acompañaban desde el cielo, comenzaban su primer baile como marido y mujer. Música, brindis alegría y fiesta para culminar un día perfecto.


 

Patri + Jose

 


Nos vamos a Alhaurin el Grande, en Málaga. Allí se casaron en la Ermita de San Sebastián, Patri y Jose. Pero antes de ser marido y mujer comenzamos con los preparativos en sus respectivas casas. Acompañados de un gran número de amigos y con un ambiente donde se respiraban unas ganas enormes de boda y de pasarlo bien.

En la ermita, ante la mirada tranquila de su pero Joselito, los novios contraían matrimonio en una bonita ceremonia donde el arroz y la suelta de globos pusieron el punto y aparte.

Es agosto. La luz se presenta con fuerza y casi infinita.  Para domarla, usamos ramas de árboles, el velo de la novia y la situamos tras los besos y abrazos de los novios. En esta fecha del año en Málaga, el calor es una verdad absoluta, animo a Jose a que abra una cerveza bien fría y se refresque. No hizo falta insistirle mucho 😀 . Una sesión de fotos en pleno verano sin un refrigerio puede ser catalogada de maltrato.

Poco más tarde, llega la hora de celebrar y sobran ganas, así que en la Finca Chalet El Rocio, en Alhaurin de la Torre, está todo dispuesto y mas que preparado para rematar un día perfecto.


 

 

 

 

Melodía + Javier


Lo he pasado en grande trabajando junto a Melodía y Javier. He vivido junto a ellos todo el proceso en 3 sesiones, preboda, boda y postboda. Ellos buscaban un fotógrafo de bodas que trabajara de forma natura, sin forzar poses.

Por ello, para la sesión de preboda buscamos un lugar con posibilidades donde pudieran divertirse e interactuar a la vez que trabajábamos. Nos fuimos al campo, donde las diferentes opciones de luces y sombras nos dan mucho “juego” a la hora de experimentar en la sesión fotográfica. Cuando nos dimos cuenta, ya teníamos la sesión finalizada y los resultados les encantaron. Salta a primera vista la felicidad y complicidad que tienen.

Poco mas tarde, llegó el día de la boda. La celebración tuvo lugar en el Hotel B Bou La Viñuela. El día acompañaba y el sol se reflejaba en el vestido de Melodía como si de nieve se tratase.

Seguidamente comenzaba la ceremonia. Entre lecturas de familiares y amigos que emocionaban a los allí presentes, Melodía y Javier se dieron el “Si quiero”. Sonaban guitarras de fondo mientras se cogían las manos firmemente sin soltarlas. Los nervios cayeron al suelo junto al arroz y comenzaba la celebración y la fiesta.

De repente comenzó  el baile y fue espectacular. Una coreografía de Thriller de Michael Jackson en la que no solo participaron los novios, sino que los siguieron muchos familiares y amigos.

La postboda la trabajamos en la magnífica Alcazaba de MálagaComo fotógrafo de bodas en Málaga, por mas que valla a este sitio, siempre me ofrece nuevas opciones a la hora de trabajar  y nuevas opciones para sorprender a las parejas con los resultados.